¿Que es la mastitis?

¿Que es la mastitis? Para descargar las guías dale click al siguiente botón:

Curso de lactancia materna avanzado

 

Para informarte sobre el curso sigue este enlace

Curso de lactancia materna avanzado

Detalles del curso

  • Beneficios de la lactancia materna
  • Aumentar y mantener la producción de leche
  • Posiciones para amamantar
  • Extracción, almacenamiento y banco de leche
  • Reflujo, estreñimiento y cólicos
  • Alimentación de la madre
  • Alimentación complementaria
  • Solución y recomendaciones
  • Certificado
  • Garantía de 30 días
  • Manuales y checklist para la lactancia exclusiva exitosa

Si tienes alguna duda puedes consultarnos presionando en el siguiente botón de chat en Messenger

¿Que es la mastitis?

La mastitis es una complicación de la lactancia muy frecuente en las primeras semanas posparto. Suele suceder que las madres no conocen previamente sobre el tema, y al momento de comenzar a alimentar a sus bebés presentan síntomas de mastitis, que puede hacer que abandonen la lactancia y que no puedan disfrutar de ese vínculo de amor que se establece al amamantar. Si.

El 95% de los casos de mastitis sucede en los tres primeros meses, y es una de las principales causas de abandono evitable de la lactancia materna. Es por esto que conocer qué es la mastitis te ayuda a prevenirla, a identificarla a tiempo y a evitar complicaciones que dificulten la lactancia. Te animas? Comencemos.

Ahora, vamos a identificar las principales causas de la mastitis

  1. La bajada de la leche, que sucede hacia el 4 o 5 día de nacido, es el proceso en el cual dejámos de producir esa primera leche que se llama calostro, y comenzámos a producir una leche más blanca y aguada que se llama leche de transición. Además se produce en mayor cantidad, por eso sentimos los senos llenos y pesados y decimos uff que bueno, la leche comenzó a bajar.
  2. Ofrecer la leche por horarios y no a libre demanda. Recuerda que la recomendación es ofrecerle al bebé el seno cada vez que te lo pida o cada vez que tu lo necesites, así hayan pasado 10 minutos desde la última toma. La naturaleza les dice a ti y a tu bebé cuando es necesaria una nueva toma. Cuando ponemos horarios, no desocupamos constantemente, la leche se estanca y se produce inflamación.
  3. Ofrecerle leche de fórmula, otros alimentos o agua, ya que el bebé se llena y no succiona más, por lo que la leche se queda estancada.
  4. El agarre del bebé no es correcto: si el bebé no agarra adecuadamente el seno, no llega a presionar los conductos en los que esta almacenada la leche, por lo que sale poca leche y el resto se queda estancada.

Así que Como la leche no se extrae constantemente, se estanca en los senos. (pum) Súbitamente el cuerpo interpreta esa acumulación como un cuerpo extraño y desencadena los mismos mecanismos de defensa para cualquier amenaza: inflamación y fiebre. Entonces los senos se ponen rojos, calientes e inflamados, la madre puede presentar fiebre y sentirse enferma, preocupada y asustada. El dolor ya no le permite alimentar a su bebé. La leche se sigue estancando, empeora la mastitis y se crea un terrible círculo.

Hasta ahora todas las mastitis tienen algo en común: la inflamación del seno, que puede estar acompañada de infección por microorganismos externos.

Pero además existen algunos factores que pueden agravar la mastitis:

  • Manipular el seno y el pezón sin lavarse las manos antes, ya que las manos sucias pueden cargar microorganismos que contaminan la leche
  • Presentar heridas o grietas en los pezones, ya que por esas heridas van a entrar más fácil los microorganismos
  • Utilizar pezoneras y extractores sin lavarlos y desinfectarlos correctamente
  • Utilizar sostenes apretados, cinturones de seguridad y cualquier elemento que haga presión sobre los senos y bloqueen el flujo de leche, haciendo que esta se estanque.

La mastitis puede evitarse con la extracción constante de leche y corrigiendo el agarre del bebé. Pero cuando se presenta, un tratamiento a tiempo con medicamentos, terapia frio/calor, reposo y extracción de leche suele ser muy sencillo y no deja ninguna secuela. Además, una madre con mastitis puede y debe continuar alimentando tranquilamente a su bebé del seno afectado, esto no le va a traer ningún problema al bebé, le va a ayudar a aliviar esa inflamación, y él no se va a perder de todos los beneficios que le brinda tu leche. Es sencillo, no?

Ya vas solucionando ¿que es la mastitis?, no tienes que sufrir de mastitis, si la evitas y la reconoces a tiempo seguramente nunca tendrás que vivirla. Ahí estas tu, mucho más tranquila, descansando cómodamente con tu bebé. ¿Te imaginas? Si quieres aprender a reconocer los síntomas de la mastitis, te invito a que veas el próximo video, nos vemos allí.

Ver: Mitos de la lactancia materna

Ver: Pezoneras lactancia

Ver: Agarre correcto

Funtes de investigación 

Actualización en el manejo de las Mastitis Infecciosas durante la Lactancia Materna

Lactancia materna y mastitis. Tratamiento empírico basado en la sintomatología y los agentes etiológicos

Nuestras usuarias

“Enserio me alegra tanto que me hallan ayudado, no se que habría sido de mi y mi bebé”
Katherine

Gestante

“Realmente increíble lo que ustedes hacen, gracias a ustedes mi bebé nació sano después de tantas cosas”
Camila

Mamá primeriza

“Excelente ayuda son muy buenas personas Dios los bendiga quede super feliz”
Diana

Mamá

“Gracias por ayudar a tantas familias, son un ejemplo a seguir”
Fernanda

Gestante

Pin It on Pinterest

Share This