Parto natural de una mujer

Parto natural de una mujer Para descargar las guías dale click al siguiente botón.

Curso completo: Trabajo de parto y tercer trimestre de embarazo

 

Para informarte sobre el curso sigue este enlace

Curso completo: Trabajo de parto y tercer trimestre de embarazo

Detalles del curso

  • Ejercicios de respiración, relajación y acondicionamiento muscular
  • Parto natural sin dolor
  • Etapas del trabajo de parto
  • Preparar todo para la llegada del bebé
  • Cuidados especiales del tercer trimestre
  • Cuidados en el posparto
  • Signos de alarma
  • Acceso inmediato
  • Certificado
  • Asesoría médica en vivo

Si tienes alguna duda puedes consultarnos presionando en el siguiente botón de chat en Messenger

Parto natural de una mujer

Para comenzar, te contaré algo que muy seguramente ya sabes y es que la naturaleza es sabia y al estar rodeados por ella no somos ajenos a su comportamiento, es decir que no somos para diferentes al comportamiento de otros mamíferos en el 2007, la revista “Time” eligió a Frans de Waal una de las personas más influyentes del mundo. Y no es para menos. Este biólogo holandés con más de 10 libros de su autoría lleva 43 años estudiando la conducta animal y demostrando que muchas de las características que consideramos inherentes al ser humano pueden ser observadas también en otras especies, y es que, la búsqueda de un ambiente propicio de parto natural no es la excepción, para contextualizarte y entrar en sintonía; debo contarte algo de historia y algunas técnicas que te ayudarán encontrar un ambiente propicio para el trabajo de parto y si estas lista yo también lo estoy y con un cafecito en la mano, comenzamos: 

Una de las primeras investigaciones que surgieron alrededor del tema y que hoy nos trae aquí, surgió en Rusia cerca del año 1875 con el científico Ivan Pavlov con su investigación sobre los “reflejos condicionados. Pavlov asoció la comida de un perro como primer estímulo, y una campana como segundo estimulo. La respuesta que producía la comida era la salivación, y tras la asociación con la campana se produjo el condicionamiento: logró hacer que la campana produjera salivación en el animal, y que este la asociara con el momento de comer, Este fue el punto de partida para la base de todos los sistemas psicoprofilácticos (prevención mental del dolor) que han surgido. Consistiendo el “acondicionamiento de reflejos” en la gestante en: 

Descondicionar reflejos de: dolor – tensión – temor.

Acondicionar a reflejos de: contracción – relajación – seguridad.

En Rusia el Dr. Velvoski continuó con los experimentos y durante 10 años se estuvieron probando los resultados; se logró exitosamente el parto sin dolor y sin anestesia; practicar estos ejercicios de relajación de forma constante te van a llevar a aprender a dominar tu cuerpo, llegando a tener el control sobre el útero y las contracciones, al realizarlo aprenderás a ordenar abrir y cerrar el útero y así conseguir un trabajo de parto más armónico 

Y por suerte nuestro amigo Bradley también creo un método, conocido como «husband-coached childbirth», algo así como ‘parto entrenado o asistido por el padre’) o padre entrenado, el cual enfatiza el enfoque natural del parto y la participación activa del padre del bebé como ayudante. Uno de los principales objetivos de este método consiste en evitar la medicación a menos que sea absolutamente necesaria. Pero llegados a este punto probablemente te preguntes ¿Cuál es el ambiente idóneo para un parto? y es que, básicamente el entorno apropiado para un parto debe infundir 3 aspectos básicos, tranquilidad, seguridad y confort a la futura mamá

Establecer un ambiente propicio es fundamental en el momento del parto. ya que este proceso puede ser tan hermoso y tan duro a la vez, un ambiente adecuado para el trabajo de parto natural juega un papel demasiado importante, y podemos llegar a decir que, si se genera de una manera propicia, logra que la experiencia sea más agradable, ya que al hacer la sensación de dolor más corta, acelera el trabajo de parto, reduce el sufrimiento fetal y por consiguiente evita la necesidad de cesáreas y alumbramientos instrumentales. La Organización Mundial de la Salud, subrayan la necesidad de generar un ambiente adecuado para el trabajo de parto natural con el fin de ayudar a fomentar partos más naturales y humanizados. Pero ¿Qué necesitas saber? ¿Cómo debe ser un ambiente adecuado? Este video recoge más aspectos importantes… 

Si tu embarazo transcurre con normalidad y sin elementos de riesgo, puedes decidir dónde y cómo dar a luz. Claramente en búsqueda de una mayor intimidad y calidez, otras madres probablemente elijan dar a luz en casa. Pero, esta alternativa despierta algunos temores en la mayoría, quienes opinan que la seguridad de un hospital es mejor que la del hogar. «Prefiero estar incómoda a que algo salga mal». Así podría resumirse el razonamiento de muchas mujeres, pero… ¿qué pasaría si no hubiera que renunciar ni al bienestar ni a la seguridad? 

Ahora bien, ¿cómo ha de ser ese ambiente? La manera más precisa de saberlo es preguntárselo a las propias mujeres ya que, en definitiva, son ellas quienes paren y, en consecuencia, quienes deben sentirse a gusto. 

Natividad Astrain, presidenta de la FAME, Federación de Asociaciones de Matronas de España, realizó una encuesta a mujeres embarazadas y la mayoría respondió que desearían trabajo de parto natural, algo tranquilo, muy íntimo, rápido, sencillo, con poco dolor y sin complicaciones, también que, les gustaría estar acompañadas por su pareja, por alguien de su familia o de su entorno afectivo, tener apoyo, estar informadas, contar con alguien que les infunda tranquilidad y confianza y, sobre todo, que se les escuche. En cuanto al lugar físico, Astrain señala que los deseos más repetidos en la encuesta fueron: que estuviera limpio, que tuviera la tecnología adecuada y que fuera tranquilo, familiar, agradable y, en lo posible, privado. De los cuales podemos derivar las siguientes conclusiones… 

En cuanto al espacio físico: la habitación, la iluminación, el sonido ambiente, la posibilidad de moverse... Los elementos de ayuda: como las pelotas hinchables de goma, las cintas, las camas que permiten adoptar diversas posturas para la dilatación y el expulsivo, las bañeras de relajación, disponer de analgesia…

El factor humano: la presencia de la pareja o un ser querido, la cualificación del personal sanitario, la calidez de la atención, la comprensión, el apoyo constante, el respeto a las necesidades de la mujer…

«Cuanto más tranquila está la mujer, mejor va su parto»

Recuerda siempre que la combinación adecuada de estos aspectos te va a generar un ambiente óptimo de trabajo de parto natural, sobre todo un parto más sencillo ya que, entre más tranquila estés, mejor va a ser tu parto». Por esta razón, es importante que expreses y tengas claridad cómo quieres dar a luz, de este modo te sentirás más cómoda, de esta manera se maneja mejor el Parto natural de una mujer.

Ver: Crisis de lactancia ¿u otros problemas?

Ver:Crisis de lactancia después de los 6 meses

Ver: Diabetes en el embarazo

Fuentes de investigación 

How midwives accomplish natural birth: managing risk and balancing expectations

‘Normal’,’natural’,’good’or ‘good‐enough’birth: examining the concepts

Nuestras usuarias

“Enserio me alegra tanto que me hallan ayudado, no se que habría sido de mi y mi bebé”
Katherine

Gestante

“Realmente increíble lo que ustedes hacen, gracias a ustedes mi bebé nació sano después de tantas cosas”
Camila

Mamá primeriza

“Excelente ayuda son muy buenas personas Dios los bendiga quede super feliz”
Diana

Mamá

“Gracias por ayudar a tantas familias, son un ejemplo a seguir”
Fernanda

Gestante

Pin It on Pinterest

Share This